Saltar al contenido

VPN ¿la necesitas realmente?

El postulado

Hace ya meses, incluso años, en los que proliferan los mensajes, advertencias, artículos en canales y web especializadas que nos advierten sobre los peligros de navegar sin una VPN.

¿Es todo lo que se dice cierto?

Antes de nada tengo que advertirles sobre el propósito de este artículo, poner en tela de juicio las afirmaciones que se ven en la web sobre las VPN, no pretendo afirmar ni negar nada de forma categórica, ni deseo recomendar nada, ni explicar cómo se configura una, vamos que a lo mejor perdéis el tiempo.


Una VPN o Red Privada Virtual hace referencia a una tecnología de red , y no a un software como muchos dicen en sus artículos pagados por proveedores de este tipo de servicios.

Sin entrar en consideraciones técnicas, una VPN permite conectarte a Internet a través de otra red, estando la conexión entre la tuya y la otra cifrada. Es solo una de las aplicaciones, también permite conectarte a una red privada a través de Internet, para tener acceso a los recursos de un servidor corporativo por ejemplo.

Los principales argumentos que las compañías que ofrecen este tipo de servicios te explican que eres un demente si sales a navegar por ahí sin su protección

Una VPN te permite eludir la censura

Cierto a medias. Una web te permite acceder a ciertos contenidos que no están disponibles en tu territorio, como por ejemplo acceder la thepiratebay.org que está bloqueada en España y más países. También hay otros métodos para hacerlo, pero este es el que menos incomodidades reporta una vez conectado. No pienses que si te vas a China de vacaciones y coges una VPN la cosa va a ser tan fácil, por lo que antes de pensar en este tipo de servicios para este tipo de usos asesórate un poco más.


Puedo acceder a contenidos, principalmente streaming, no disponibles en mi país o región (Netflix, Prime, etc)

También si y no. Depende del proveedor de servicios y de la habilidad o deseo del proveedor del contenido para detectar el uso de una VPN. Detectar que una conexión proviene de un servidor remoto que está registrado a nombre de una empresa especializada en este tipo de cosas no es difícil. Y bloquearlo menos. Si ese es tu principal motivo de uso, prueba o asegúrate antes de contratar un paquete de varios meses o años.

No estoy diciendo que la compañía registrada en Bahamas a la que pagas tenga la infraestructura a su nombre, ni siquiera que la tenga. Pero el proveedor donde esta alojado el punto de entrada y de salida en una localización estará en una ubicación, con una ip determinada.

Mira esto. Bastante claro ¿verdad?

ISP: Mba Datacenters S.l.
Services: Suspected Network Sharing Device
City: el Prat de Llobregat
Region: Catalonia
Country: Spain
https://db-ip.com/185.188.61.0
y de allí aquí
https://hostroyale.com/hosting/

y sigue…

Me libera de publicidad, tracking, intentos de phishing.

Definitivamente eso ya no funciona así y tendrás que buscar otra forma de hacerlo. Una es bloqueando consultas vía DNS. pero eso también falla.

«Marketers will almost always use some kind of other metric to identify and distinguish you. That can be anything from a useragent to a fingerprinting profile. A VPN cannot prevent this.»

Lee más aquí y también aqui

Conclusion

¿El anonimato es total?

Lamentablemente no. Y hasta hay proveedores de VPN que lo admiten. Bien por ellos.
Más sobre VPN, pronto.

Mientras tanto, mira lo que algunos se atreven a decir:

So why do VPN services exist? Surely they must serve some purpose?

Because it’s easy money. You just set up OpenVPN on a few servers, and essentially start reselling bandwidth with a markup. You can make every promise in the world, because nobody can verify them. You don’t even have to know what you’re doing, because again, nobody can verify what you say. It is 100% snake-oil.

So yes, VPN services do serve a purpose – it’s just one that benefits the provider, not you.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.